Nosotros: “los otros”

Los opositores han tomado estas medidas para proteger a sus familias de actos de repudio y vandalismo de las turbas amestradas por el gobierno y la seguridad el estado contra las familias

Fue en la primavera de 2005 cuando leí  Los ‘otros’: Desafíos de la reconciliación’, del ensayista Juan Antonio Blanco. Recuerdo haber experimentado la sensación de haberme relocalizado otra vez, sentí que volvía a enrumbar mi proa en cuanto a los odios y los temores de la Cuba que habito.

Siete años después yo soy el “otro” en mi barrio, en mi localidad de batey azucarero, en esta Palestina criolla.

Como parte de esta horda que decidió plantar campo al autoritarismo, soy mirado como quien quiere abrirle la puerta al Miami que quiere quitárselo todo (?) a los cubanos. Soy para ‘ellos” quien está ayudando a entregar el país a los ‘yumas’ (escuelas, casas, círculos infantiles, etc). Así nos pinta la maquinaria propagandística del departamento ideológico del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC)  una vez timoneada ayer por el defenestrado Carlos Aldana y hoy por el ex coronel Rolando Alfonso Borges. Bajo el más cómplice silencio, “ellos” han visto cómo nos aplican la Ley de Peligrosidad Social Pre-Delictiva,  nos golpean, nos arrestan arbitrariamente, cercan por varios días nuestras viviendas y nos tocan raciones de odio como los “actos de repudio”, el escarnio público y el más absoluto desprecio por ser ‘diferentes’.

Pero es que “ellos” también sufren la escasez de información, se someten al abusivo y humillante proceso migratorio del Permiso de salida del país (o el de entrada o permanencia a él). Ellos  padecen hambre, falta de recursos para vivir una vida ‘normal’ y también han perdido la esperanza. Han tocado fondo igual que nosotros”.

Sin embargo, entre ‘ellos’ están quienes nos apoyan en silencio, nos imprimen un ejemplar de una revista clandestina, nos prestan su servicio de Internet, nos traen recados desde el exterior y se arriesgan a acogernos en sus casas… hasta que les suenan el silbato.“Ellos” esperan al día de mañana, “a ver si esto cambia, no puede ser así para siempre brother…”(SIC).

Los argumentos más socorridos son que entre “nosotros” no hay un líder,  o que estamos plegados a Washington (a Miami) y no a Moscú, Pekín, Caracas. Para “ellos” somos pocos, no tenemos el apoyo mayoritario de la población y nuestras propuestas, además de inviables, son anexionistas, una voz sacrílega en la historia centenaria de nuestro nacionalismo ramplón.

Sin darse cuenta de que somos como “ellos”, nos acusan de ser menos inteligentes, somos “nosotros’ los que tenemos problemas ideológicos (a políticos) y los que estamos locos.

Una pregunta me asalta a cada rato,  Quiénes han padecido más el miedo a la represión: “ellos o “nosotros”?,  sin embargo: no es el monosílabo como respuesta en sí lo más enriquecedor sino:  Qué hicimos cada uno de nosotros después de los primeros diez segundos de terror?

Mi conclusión es que ni ayudado por la magia preferiría volver a ser como ellos”. A bajar la cabeza. A taparme la poca, a guardar silencio, a bajar las manos, a detener mi paso,  a venderles mi futuro, a “ellos’.
NB: Gracias a Patricia, desde Berlín, sus preguntas, rabietas y discusiones de hace una semana me movieron a escribir este post.

12 pensamientos en “Nosotros: “los otros”

  1. He ido a Cuba varias veces, de paseo. He hablado con cubanos dentro y fuera de la isla. Los que viven allá -por lo que observé- siempre han sufrido carencias de todo tipo, falta de libertades, pero sobre todo algo muy penoso, el pueblo cubano tiene mucho miedo a la policía, a ser encarcelados por el solo hecho de relacionarse con extranjeros, algo perfectamente natural en cualquier país. Otra cosa que he observado es la impunidad total que tiene la policía y cualquier autoridad. En un país en democracia se establece que la policía, el ejército y cualquier autoridad gubernamental están “al servicio de nosotros, la sociedad, porque son pagados por nosotros, con nuestro trabajo”. En Cuba las autoridades solo reprimen y le hacen sentir a los ciudadanos el peso de su poder, por tanto, considero que eso es una gran dictadura en estos tiempos, en pleno siglo XXI.
    Entonces el socialismo como “régimen social justo” es una utopía. El gobierno y pueblo cubanos llevan 53 años experimentando con esa utopía, solo que el conejillo de indias en este caso es el pueblo que sufre, no el gobierno, que come -y bebe- bien todos los días, que tiene viviendas decorosas o de lujo, que tiene libertad para salir del país con gastos pagados por el mismo gobierno (a costa del trabajo y los sueldos de miseria que devengan los cubanos por cualquier trabajo que desempeñen)
    Y encima de todo el pueblo cubano sigue siendo vilmente engañado cada día por las autoridades, quienes les niegan el acceso a internet y le dosifican las noticias nacionales y del extranjero según el punto de vista que convenga al gobierno. Esto es un crimen muy grande a los ojos de cualquier ciudadano en país libre.
    Me entristece todo ello y creer que el destino de Cuba nuevamente transitará por una guerra civil y ajuste de cuentas, como único modo de que el pueblo cubano obtenga la ansiada libertad. Aunque no soy cubana, estoy de su lado, y voy a actuar en contra del gobierno cubano con todas mis fuerzas.
    Los opositores cubanos necesitan de una unión total, absoluta, para librarse de la tiranía castrista. Hay varias acciones pacíficas, pero de gran impacto económico, que deben emprender para debilitar a la tiranía y me permitiré señalarlas más adelante.

    Me gusta

  2. Hay por favor que extraño que te acordaste tan tarde o será que tienes acción retardada porque del 2005 a la fecha hay un mundo de cosas. Y eres para ellos lo mismo que para todos los cubanos solo un gusano más. Y escasez de información y de cerebro tienes tú aunque bueno eso es algo que todos sabemos. Si no lo sabes aquí todo se sabe asta lo más ínfimo o es que tu crees que porque seas un inculto los demás son iguales que tu acaso no conoces que todo es informado al pueblo y debatido por el mismo para llegar a conclusiones las cuales no afecten a absolutamente nadie lo que sucede que tu afán por desacreditar a tu gobierno ante los demás es más fuerte que la verdad la cual no dices porque sino no te pagan y eso te afectaría el bolsillo. Y a ustedes nadie les tiene miedo porque como tu dices son como todos los demás lo que nos diferencia es la forma de pensar que su mente solo ve el dinero y la nuestra ve un pueblo lleno de alegrías, lleno de vida, de libertad y no de oscuridad y de represión. Solo piensa y se sincero contigo mismo y preguntate si es la Cuba que tu quieres aquella que tiene que ser sumisa, aquella donde los niños no poseen derechos si sus padres no son ricos, piensa si tu tendrías posibilidad alguna de ser alguien aunque no lo seas para nadie mirate a ti mismo y responde que eres en realidad.

    Me gusta

    • La verdad, Lolita, que al referirse usted a un “pueblo lleno de alegrías, lleno de vida, de libertad y no de obscuridad y de represión”, no se refiere usted al pueblo de Cuba bajo la tiranía castrista.

      Me gusta

      • La verdad, señora puta (o puta señora) es que al hablar de un “pueblo lleno de alegrías, lleno de vida, de libertad y no de obscuridad y represión” se refiera a Cubita la bella y no a las putas que pasean su desnudez por Miami. Aunque te duela, Cuba es libre.

        Me gusta

  3. De acuerdo con Edgardo, pero no vamos a medir a los esbirros castristas con su misma vara de la justicia, yo tengo una mejor, y primero les hecho un cubo de agua en el lomo.

    Me gusta

  4. la bella patria será libre y justa con sus hijos. Los que mataron, robaron y torturaron serán procesados y condenados por la justicia. Pagarán sus crímenes…en su justa medida….

    Me gusta

    • Lapón, el único pendejo en Cuba eres tú, este pueblo “cobarde” supo aplastar a la invación de Girón, apoyada por EEUU en apenas 72 horas a puros cojones. Este pueblo “cobarde” tiene una rica historia de lucha, que comienza casi desde los aborígenes. Triste, horrible y vergonzoso eres tu, pendejo de mierda

      Me gusta

Deja aquí tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: