Cuba

Venezuela un año después: el desgobierno de dos presidentes y tres parlamentos

Posted on

Manifestación en Caracas, Venezuela. Foto tomada de Human Rights Wacht.

Cruzarlasalambradas continúa con textos críticos conetemporáneos… sin fronteras temáticas o culturales.

Por Susanne Gratius, investigadora sénior asociada, CIDOB

Un año después de la autoproclamación de Juan Guaidó como legítimo Presidente del país y con la vista puesta en las elecciones previstas para finales de 2020, el legislativo venezolano se ha convertido literalmente en el campo de batalla entre oposición y oficialismo. Mientras sigue el choque político, crece el desastre socio-económico. ¿Cómo terminará esta lucha por el poder en Venezuela y qué puede hacer la comunidad internacional?

Si la situación no fuera tan trágica y real, la telenovela política venezolana superaría la ficción. El último capítulo fue el golpe parlamentario del 5 de enero, cuando el madurismo nombró sin ningún tipo de legitimidad su propio Presidente de la Asamblea Nacional, ocupada por los suyos. En un acto paralelo fuera de la sede del parlamento, la mayoría de diputados opositores reeligió a Juan Guaidó para la presidencia de la cámara. Desde entonces, Venezuela es el único país del planeta con dos presidentes y tres parlamentos: una Asamblea Nacional que reeligió con una mayoría legítima de diputados a Guaidó, que desde hace un año dice ser también el legítimo Presidente del país, paradójicamente fusionando ambos poderes; una segunda Asamblea General minoritaria que apoya a Nicolás Maduro y que proclamó al diputado tránsfuga  Luis Parra, que militaba en el opositor Primero Justicia hasta que fue comprado por el madurismo para proclamarlo su presidente parlamentario; y la Asamblea Nacional Constituyente, creada en 2017 por el oficialismo y presidida por Diosdado Cabello, que ahora carece de sentido. Ninguno de los tres parlamentos cumple tareas legislativas en un país sumergido en el más absoluto caos institucional, político, social y económico. Tampoco funcionan los dos ejecutivos centrados exclusivamente en su lucha por el poder, que no deja tiempo para afrontar los inmensos problemas del país. Ni siquiera con dos “parlamentos”, el poder militar y los recursos que quedan, el Gobierno de Nicolás Maduro es capaz de imponerse ante una oposición carente de poder, pero que resiste y ha ganado en legitimidad tras el último acto de autoritarismo del régimen.

El golpe parlamentario del madurismo señala su incapacidad y debilidad a la hora de reprimir a la oposición. A pesar de elegir ilegítimamente el Presidente de la Asamblea Nacional, sin el necesario quórum de la mayoría absoluta, Maduro no pudo impedir que los diputados opositores que habían ganado las elecciones en diciembre de 2015 entraran días después en el parlamento enfrentándose a las fuerzas de seguridad para repetir el acto de reelección de Juan Guaidó en la cámara. El empate entre el poder militar del oficialismo y el poder democrático de Juan Guaidó no sólo paraliza sino deteriora la dramática situación del país. El golpe institucional del 5 de enero de 2020, y nuevamente el 15 de enero cuando secuaces de Maduro impidieron a los opositores entrar en la Asamblea Nacional, no es una excepción en América Latina. En Perú, esta práctica se inició en 1992 durante el gobierno de Alberto Fujimori y se reprodujo en 2019 con el cierre temporal del Parlamento peruano. También en los meses pasados hemos visto el golpe de Estado en Bolivia. Tanto la forma como el resultado del golpe parlamentario en Venezuela reflejan la profunda crisis moral y de valores en un país donde los recursos sirven para comprar aliados políticos y enriquecerse a costa de la mayoría de la población que tiene un nivel de vida similar al de Haití. Tras veinte años de chavismo, casi siete de ellos sin el líder de una “Revolución Bolivariana” que destruyó el país, se ha gastado la opción de alzar la voz y cada vez más ciudadanos eligen la opción “salida” que, según Albert Hirschmann, son las dos posibilidades de actuación ante el autoritarismo. Se estiman que hasta cinco millones de ciudadanos se fueron de Venezuela.  ¿Qué cambia después del golpe parlamentario? Si el madurismo quería debilitar a la oposición consiguió lo contrario: Juan Guaidó salió fortalecido, a pesar del desgaste político que ha supuesto este año sin poder iniciar la prometida transición democrática y las acusaciones de corrupción contra algunos de sus leales. Guaidó ostentará la presidencia de la Asamblea un año más, siempre y cuando las elecciones legislativas se celebren a finales de 2020. La destrucción de las instituciones democráticas, la participación de los militares en el juego político y el posicionamiento a favor de uno u otro lado por parte de la comunidad internacional han conducido a una tragedia nacional. El madurismo ha dejado clara su prioridad: mantenerse en el poder por la vía dictatorial, y con el apoyo de las Fuerzas Armadas que configuran, desde hace tiempo, el régimen. Fue ingenuo pensar que el estamento militar podría fragmentarse porque frente a las prebendas del poder tienen pocos o ningún incentivo para hacerlo. Y sin los militares no hay salida a la parálisis política: Nicolás Maduro tiene el poder, pero no la capacidad de gobernar, y Juan Guaidó tiene la legitimidad, pero no los recursos para imponerse.

 

El golpe parlamentario confirma la consolidación de una dictadura imperfecta o caótica que, gracias al co-gobierno con los militares, sigue al mando pero no consigue derrotar a una oposición que tras la última jugada sucia del oficialismo ganó apoyos. Incluso los gobiernos de izquierdas en Argentina y México criticaron la usurpación ilegítima del parlamento. México, que ostenta la Secretaría Pro Tempore de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), intenta construir consensos entre los gobiernos de izquierda y derecha, cuyas posturas opuestas en la crisis venezolana debilitaron el foro. Al régimen de Maduro le quedan cada vez menos amigos y los que le reconocen no tienen legitimidad democrática: China, Cuba, Nicaragua y Rusia. ¿Qué puede hacer la comunidad internacional? La batalla por la Asamblea Nacional rompió el frágil puente que había construido Noruega como mediador entre ambos bloques con el apoyo del Grupo Internacional de Contacto (GIC) de la UE para encontrar una salida pacífica y negociada. A inicios de enero de 2020, la oposición rechazó una nueva oferta de Noruega de retomar la mesa de diálogo con el régimen de Maduro y anunció nuevas movilizaciones en la calle. Estados Unidos, el Grupo de Lima, 20 países de la OEA y la Unión Europea condenaron el golpe parlamentario y siguen apoyando a Juan Guaidó felicitándole por su reelección. Josep Borrell, Alto Representante de la UE para Política Exterior y de Seguridad, y el Parlamento Europeo le recibieron en enero de 2020 en Bruselas reafirmando su posición en la crisis. Días antes ya se había reunido con el Secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, después de que Washington ampliara la larga lista de sanciones incluyendo a otras siete personas del régimen, entre ellos a Luis Parra. Ninguna de estas medidas resolverá la crisis. Movilizar la calle debilitará aún más las instituciones. Las sanciones de EE.UU. y de la UE sólo sirven para que el régimen se atrinchere en el poder y haga uso del discurso de victimismo. En vez de construir agendas separadas, una acción multilateral concertada entre el Grupo de Lima, Noruega, la OEA, la UE y el Vaticano a favor de negociar una transición democrática podría ser eficaz para salir del laberinto político venezolano. Paralelamente deberían establecer canales de comunicación con el bloque que aún apoya a Maduro: Cuba, China y Rusia. La comunidad internacional no puede pasar página, porque sin ayuda del exterior no hay solución, y cuanto más tiempo pase, más desgobierno habrá en Venezuela.

*Este texto fue publicado originalmenten del Barcelona Center for International Affairs.

Algunas carnes que comí en Cuba

Posted on Actualizado enn

Majá cubano

Me animé por algunos amigos a hacer mi lista de carnes -prohibidas o no- que comí en mis 42 años en Cuba. Aquí relaciono también otras que quizás no les sean tan apetitosas, ahí van:

Jutía, ovejo (la cabeza y los testículos), majá de Santa María, paloma,  tojosa, garza (blanca y gris), ancas de rana toro (y más arriba de las ancas), bijirita, pichilinga, gorriones, anguilas de río, camarón de río (les dicen viejitas), biajacas, claria (los filetes son exquisitos), tenca (el pez más apestoso que pueda existir), cangrejos (moros y de todas las variedades que pasaran por frente al camino a la playa donde viví un tiempo), curiel (un roedor conocido como cuy, cobaya, conejillo de Indias y otros), del puerco (las tripas tejidas y luego hervidas; la sangre coagulada en morcillas, los riñones, la lengua y hasta el grito), de la vaca… todo, y cuando digo todo mis amigos saben qué cosa tan horripilante de la vaca me comí asado una noche), pez gato (parecido a la claria, pero más amarguito), búfalo y sus derivados (en San Germán hacen un queso para morirse). Luego están todos los derivados de la “carne” que venden por la libreta de racionamiento).

DDC: Lo que sabe el cubano sobre el secuestro de los médicos en Kenia

Posted on Actualizado enn

Publicado originalmente en Diario de Cuba

Expreso político podría volver a prisión por negarse a pagar “una multa arbitraria”

Posted on Actualizado enn

El expreso político cubano, Geordanis Muñoz Guerrero, quien cumplió dos condenas en 2016 y 2017 por negarse a pagar multas que consideró arbitrarias, ha recibido una nueva notificación con una multa de 2 mil pesos en moneda nacional.

Una funcionaria se presentó en la vivienda de Muñoz Guerrero en Palma Soriano, Santiago de Cuba, denunció este martes a Radio Televisión Martí.

Se trata de una sanción impuesta el 4 de octubre de 2018 por “exigir la liberación del hermano Tomás Núñez Magdariaga” mientras realizaba una huelga de hambre que resultó en la liberación del disidente.

“Nosotros aquí decidimos hacer una manifestación pacífica en las calles de Palma Soriano. por ese motivo la policía política me detiene, me dejan cerca de 96 horas en los calabozos, llevan un inspector de cobros de multas y me ponen una de 2 mil pesos”, explicó el opositor.

Seguir leyendo en Martí Noticias

La Policía reprime con violencia Marcha Alternativa contra la homofobia en Cuba

Posted on Actualizado enn

Boris González Arenas, detenido con violencia en La Habana.
Boris González Arenas, detenido con violencia en La Habana.

Fuerzas policiales arremetetieron con brutalidad contra activistas y manifestantes en la Marcha Alternativa contra la Homofobia, pactada para este sábado 11 de mayo en La Habana, según reportaron desde allí varios perioditas independientes.

Iliana Hernández y Boris González Arenas, de Lente Cubano y Diario de Cuba, respectivamente, resultaron arrestados con violencia mientras participaban del desfile no autorizado por el régimen.

En otro tanto los científicos Ariel Ruiz Urquiola y Oscar Casanella también fueron detenidos violentamente; Casanella recibió una herida que necesitó varios puntos de sutura.

La marcha convocada para este sábado, a las cuatro de la tarde, finalmente fue llevada a cabo, luego de una jornada de amenazas y cerco policial. La caminata partió desde el Parque Central, atravesó el Paseo del Prado y llegó al Malecón, donde se congregaron los participantes.

Aunque las fuerzas de la Seguridad del Estado y la Policía rodearon este sábado el Parque central en La habana y Plaza de Marte en Santiago de Cuba, los activistas LGBTI asistieron a los puntos de encuentro de la convocatoria.

Seguir leyendo en Martí Noticias

Arte independiente bajo fuego abierto del régimen en XIII Bienal de La Habana

Posted on Actualizado enn

Leandro Feal, fotógrafo cubano.
Leandro Feal, fotógrafo cubano.

A solo pocos días de haber dado inicio la XIII Bienal de La Habana el 12 de abril pasado, las autoridades siguen arremetiendo contra varios artistas independientes.

Amaury Pacheco, conocido como OmniPoeta, fue detenido y liberado poco tiempo después este martes en la tarde en su casa en Alamar, según explicó él mismo a Radio Televisión Martí.

Las autoridades le advirtieron no hacer manifestaciones públicas, especialmente, en el contexto de la XIII Bienal de La Habana.

Seguir leyendo en Martí Noticias

¿Por qué los “cachorros” del Partido terminan en plan pijama?

Posted on Actualizado enn

Aunque la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC) afirma en sus Estatutos estar sustentada en “la defensa de los más altos valores humanos”, desde 1962 a la fecha cinco de sus 12 líderes a nivel nacional han sido encontrados culpables de corrupción, conspiración, o ambas.

Sin embargo, el proteccionismo de quienes detentan el poder ha permitido que la mayoría de los altos cargos en la revolución cubana (sean militantes del Partido o la Juventud) caídos en desgracia, sean removidos de sus puestos en lugar de ser encarcelados.

Estas condenas blandas o remociones de puesto son conocidas popularmente en Cuba como “plan pijama“. “Ha sido liberado de sus funciones“, “pasará a ocupar otras responsabilidades”, son los argumentos para anunciar que han “tronado” a un jerarca.

Seguir leyendo en Martí Noticias